Colaboraciones RSE

Urgen acciones de fomento a OSC desde los municipios

Por: Lic. Fabián Omar Muro Muro, Secretario Ejecutivo del Comité para el Fomento y Participación de las Organizaciones de la Sociedad Civil en el Estado de Jalisco

Los diferentes niveles en Gobierno, hasta los municipios, son sujetos obligados al fomento de las actividades de las Organizaciones de la Sociedad Civil y su participación en la vida pública.

Si ya de por sí era muy baja la inversión pública en las Organizaciones de la Sociedad Civil, en la presente administración federal, se cortaron los apoyos en coinversión con las instituciones sin fines de lucro.

Según estudios de Sociedad en Acción, el Gobierno, como fuente de financiamiento de las OSC en Chile es de alrededor del 40 %. “Chile presenta un comportamiento similar a los países de altos integreos, los que reciben en promedio 45 % de ingresos del gobierno”.

En México, el gotero ahora del financiamiento público de las OSC está en los estados, en los municipios.

Por ejemplo en Chihuahua, el Gobernador Javier Corral ha afirmado que desde el 2017 se ha aportado 103 millones de pesos al Programa de Apoyo a OSC, realizado a través de convocatoria pública y operado por el DIF estatal en coadyuvancia con más de 179 Organizaciones de la Sociedad Civil, en beneficio de más de 479 mil personas en situación de vulnerabilidad.

El Estado de Nuevo León, sin contar todavía con Ley estatal de Fomento, destina alrededor de 200 millones al año a las Organizaciones de la Sociedad Civil… ¿Y los municipios?

Nomás de colofón: ¿Qué municipio en el país cuenta con una dirección especializada en la atención y vinculación con Organizaciones de la Sociedad Civil? ¿Qué programas de recursos públicos, tienen los municipios, que sean dirigidos exclusivamente a instituciones sin fines de lucro? ¿Qué acciones de fomento puede realizar un presidente municipal?

En una mal entendida autonomía, municipios del país siguen otorgando recursos públicos a Organizaciones de la Sociedad Civil, sin concurso; sujetas al alto influyentismo, a la voluntad del presidente y al corazón del cabido en turno.

Por eso urgen acciones reales de fomento a las Organizaciones de la Sociedad Civil desde los municipios. Para eso no es necesario inventar el hilo negro.

Acá en la provincia, La Ley de Fomento y Participación de las Organizaciones de la Sociedad Civil en el Estado de Jalisco, menciona acciones de fomento por medio de los siguientes mecanismos:

  • Capacitación y asesoría para la profesionalización e institucionalización;
  • Apoyos y estímulos fiscales, de conformidad con las disposiciones legales aplicables;
  • Simplificación de trámites administrativos;
  • Reducción de cobros por servicios públicos, de conformidad con la legislación aplicable;
  • Acciones de defensoria y representación;
  • Designar un área responsable permanente de enlace con organizaciones de la sociedad civil; y
  • El acceso mediante las modalidades disponibles, a proyectos o fondos públicos.

Como es el caso de la obra pública, con respecto a los recursos públicos urge “el piso parejo”, el cual permitirá las condiciones de transparencia, equidad y rendición de cuentas.

¿Qué has hecho Alcalde por las Organizaciones de la Sociedad Civil?

El municipio es el primer vivero para la vida institucional de las organizaciones sin fines de lucro, la cristalización de la alianza como socios –OSC y municipios- para la atención a población vulnerable y el territorio propicio para materializar la utópica gobernanza.

Urgen iniciativas de participación y propuestas concretas de fomento de las actividades de las Organizaciones de la Sociedad Civil; ahora en tiempos de campañas electorales, es momento de escuchar propuestas, pero principalmente de hacer compromisos.

Acerca del autor

ExpokNews

Dejar un comentario

[index]
[index]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]