Diversidad RSE

Productora de Plaza Sésamo desmiente relación de Beto y Enrique

Los rumores sobre el amor homosexual entre los títeres se confirmó y ha causado gran controversia, ¡entérate!


¿Por qué leer esta nota?

Luego de que un ex guionista confirmara los rumores de una relación entre Beto y Enrique, la productora de Plaza Sésamo lo desmintió diciendo que «los personajes no tienen ninguna orientación sexual». El acontecimiento desató polémica en redes sociales.

En un comunicado a NBC News, Sesame Workshop, que produce el espectáculo en la actualidad, negó que Beto y Enrique estén juntos. «Como siempre hemos dicho, Bert y Ernie son mejores amigos»,  indicaron

Si quieres enterarte de los detalles será mejor que leas esta nota que hemos recuperado de Cultura Colectiva.

¿Por qué es importante que la productora negara esa posibilidad? Estas declaraciones pueden percibirse como la definición de una postura de la marca con relación a la homosexualidad. Otros personajes tienen pareja e incluso familias. ¿No pueden Beto y Enrique integrarse en ese grupo?, ¿por qué?.

Los cuestionamientos anteriores son válidos y la marca debiera responder a ellos de forma clara y puntual. Sí, es cierto que se arriesga a una crisis de reputación, pero ¿no está al borde de una ahora mismo?


El guionista de la serie, Mark Saltzman, confirmó que los personajes infantiles están inspirados en su relación con el director de cine Arnold Glassman.

Todos los que crecimos viendo Plaza Sésamo fuimos sorprendidos hoy con la confirmación de que Beto y Enrique, las entrañables marionetas que vivían juntas, son una pareja gay inspirada en la vida de su guionista Mark Saltzman.

En entrevista exclusiva para la revista «Queerty», el escritor confesó que los títeres del programa infantil lo retratan junto con su pareja Arnold Glassman, con quien mantuvo una relación por más de dos décadas.

El guionista explicó que su personalidad bromista y caótica son similares a las de Enrique; mientras que Beto, el ordenado de la pareja, era el gran amor de su vida, Arnold Glassman, quien falleció en 2003.

En la publicación, Saltzman relató que una vez un niño le preguntó a su madre si Beto y Enrique eran amantes. Esta anécdota causó gracia en el escritor porque la referencia amorosa era obvia incluso para un menor en edad preescolar.

Pero los rumores sobre el amor homosexual entre los títeres venían desde hace mucho tiempo. En 2013 la revista The New Yorker consagró a ambos personajes como la portada de su edición dedicada a la decisión del Tribunal Supremo de Estados Unidos de legalizar los matrimonios homosexuales.

La imagen ilustra el texto «Moment of Joy» (Un momento de felicidad), y se ve a Beto y a Enrique abrazados mientras ven en la televisión a los magistrados aprobando la ley con la se apoya a las parejas gay.

«Es increíble ver cómo evolucionaron las actitudes hacia los derechos de los homosexuales en mi vida», dijo entonces Jack Hunter, el creador de la polémica portada.

El ilustrador, quien en su momento filtró la portada por Tumblr, señaló que la decisión de la Corte fue un acto para celebrar.

La petición para que Beto y Enrique se casen

En 2011 un colectivo pidió por Change.org a los productores de Plaza Sésamo que organizaran una boda entre los personajes que han vivido juntos por más de 40 años, donde han dormido en el mismo cuarto aunque en camas separadas.

La finalidad de la celebración era enseñar a los niños a aceptar su sexualidad y la de sus compañeros, con lo que se evitaría rechazos.

«En esta época horrible en que niños LGBT (lesbianas, gays, bisexuales y transgénero) se quitan la vida, ellos necesitan saber que son hermosos y que vale la pena vivir sus vidas», dice la petición que hasta la fecha acumula 10 mil 877 firmas.

En Facebook también se abrió una cuenta llamada Bert and Ernie (nombres de los personajes en EU) Get Married, que tiene 6 mil 598 seguidores.

En respuesta los productores de Sesame Workshop, nombrada así para el público norteamericano, descartaron que los personajes infantiles fueran homosexuales y aclaró que sólo eran “mejores amigos” que buscan enseñar a los preescolares sobre la importancia de tener amigos muy diferentes a ellos mismos.

“Aunque son identificados como personajes masculinos y poseen muchos rasgos y características humanas, siguen siendo títeres y no tienen una orientación sexual”, sentenciaron los realizadores.

A siete años de distancia, sabemos que los rumores eran ciertos y la confirmación del romance entre la icónica pareja ha provocado miles de reacciones en redes sociales, principalmente entre la generación millennial que creció viendo a Beto y Enrique en Plaza Sésamo.

Fuente: Infobae y Cultura Colectiva

Acerca del autor

Janneth Del Real

Licenciada en Periodismo por la Escuela de Periodismo Carlos Septién. Ha trabajado en el periódico Mas por Más, revista SuperMujer, Pulso Pyme, Linio y en el Periódico AM de Querétaro. Actualmente desarrolla contenidos para Expoknews.

Mujer positiva que siempre busca el para qué de las cosas.

1 comentario

  • Hasta donde hemos llegado! Pareciera que un buen amigo (a) de toda la vida fuera por homosexualidad! Caray! No confundamos la amistad con otro tipo de relaciones que van ligadas al erotismo.

Dejar un comentario


By submitting this form, you are consenting to receive marketing emails from: Expok, Caballocalco No. 42 Int 28, CDMX, 04100, http://www.expok.com.mx. You can revoke your consent to receive emails at any time by using the SafeUnsubscribe® link, found at the bottom of every email. Emails are serviced by Constant Contact