Academia

La Universidad Cristiana Abilene, en Texas da iPhones como herramienta educativa

En una universidad de Texas el tradicional salón de clases, donde el maestro asigna tareas y solicita libros de texto, está a punto de volverse obsoleto; lo nuevo es la interconectividad

¿Cómo se educa a una generación de estudiantes distraída todo el tiempo por internet, celulares y videojuegos? Les das iPhones gratuitos.

Ese es el planteamiento de la Universidad Cristiana Abilene, en Texas, donde se acaba de cumplir un año de un programa piloto mediante el cual a mil alumnos de recién ingreso se les entregó un iPhone o un iPod Touch.

El objetivo inicial fue explorar cómo este dispositivo que siempre está conectado a internet podía revolucionar la experiencia de los alumnos en el salón de clases con un poco de interactividad digital, según publica el portal Wired.com, que ha seguido la evolución del proyecto.

Las opciones que surgieron a raíz de esta interconexión constante fueron la creación de aplicaciones web para entregar las tareas, creación de mapas virtuales del campus, revisión de clases vía podcast y revisar horarios y calificaciones por la web.

Tras 12 meses de evaluación los resultados son bastante satisfactorios. Casi la mitad de la población estudiantil cuenta con el iPhone que la universidad entregó de manera gratuita, y el resto, hasta sumar 97%, adquirió el equipo por cuenta propia.

“El iPhone ha ayudado a Abilene a darle a los estudiantes la información que necesitan, cuando ellos la quieren y donde ellos la quieran”, considera Bill Rankin, profesor de estudios mediavales que ayudó a implementar el programa.

En esta universidad el tradicional salón de clases, donde el maestro asigna tareas y pide un libro de texto, está a punto de volverse obsoleto.

Rankin señala que desde hace aproximadamente cinco años los alumnos dejaron de tomar notas en las clases. En cambio, iban a Wikipedia o Google y obtenían toda la información necesaria. Pero ahí surge el reto de clasificar la información, continúa, pues en internet existe demasiada información y es difícil determinar qué es útil y qué no.

Estos son algunos de los problemas específicos que el campus busca solucionar con la ayuda del iPhone. En la nueva mecánica de las clases los estudiantes buscan información en la web y después la discuten junto al maestro, para definir cuáles son fuentes válidas y cuáles no.

Acerca del autor

ExpokNews

Dejar un comentario

[index]
[index]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]