Conoce el ambicioso proyecto de California de desarrollar el techo verde más grande del mundo.

banner-horizontal-cemex-01

Los techos verdes, más allá de ser una tendencia de diseño en arquitectura, en muchos lugares se están convirtiendo en requisitos de construcción; tal es el caso de Francia, donde las leyes exigen a las nuevas edificaciones contar con superficies verdes y paneles solares.

Estos espacios no solo funcionan como lugares de recreación, además limitan el deterioro del medio ambiente, mejoran la calidad del aire y pueden ser utilizados como huertos urbanos. Actualmente, California cuenta con el proyecto más ambicioso de este tipo en el mundo.

Techo verde en California vía fastcoexist

Techo verde en California vía fastcoexist

La ciudad de Cupertino, California, está a punto de construir el techo verde más grande del mundo, diseñado por el arquitecto uruguayo Rafael Viñoly, el cual se llevará a cabo sobre un centro comercial en Vallco Hills.

El techo tendrá una extensión de 12 hectáreas, un área equivalente a aproximadamente 13 campos de fútbol, que albergará senderos de 6 kilómetros para correr, viñedos, huertos, jardines y se encontrará sobre tiendas, oficinas y una zona residencial de 800 departamentos.

Interior de edificio vía fastcoexist

Interior de edificio vía fastcoexist

Este espacio además de ser un atractivo comercial, se convertirá en un parque y un área de convivencia sana para la comunidad.

El centro comercial está diseñado bajo los estándares LEED platino, la máxima certificación en edificios LEED. Además, en el techo se plantarán jardines colgantes resistentes a la sequía, los cuales serán regados con agua reciclada, manteniendo un clima fresco natural al interior de la estructura.

Áreas verdes vía fastcoexist

Áreas verdes vía fastcoexist

De acuerdo al desarrollador, el reto era transformar y revitalizar el centro de la ciudad de una manera sostenible y cumplir con el deseo de la comunidad de tener espacios abiertos y de recreación.

El proyecto es valorado en 3 mil millones de dólares, y se espera con el tiempo que con los ahorros energéticos que el edificio genere, se vuelva una inversión rentable. Aunque la obra aún no tiene fecha exacta de inicio, se prevé que se desarrolle en el transcurso del 2016.

Fuente:
Fastcoexist.com

Acerca del autor

Pamela Garcidueñas

Lic. en Ciencias de la Comunicación, egresada de la Universidad de La Salle Bajío, interesada en el conocimiento, la sociedad y el medio ambiente. Ha trabajado para distintas empresas formulando información de temas sociales; actualmente forma parte de Expok en el área de desarrollo de contenido.