Las ciudades pueden alterar fundamentalmente sus economías locales al comprometerse a comprar de PyMEs creadas por mujeres y minorías.

¿Por qué es importante comprar de PyMEs creadas por mujeres? Caso Memphis

La población de Memphis, Tennessee es 63% negra. Más de la mitad de las empresas locales son de propiedad negra. Si eres un empresario negro, esta ciudad encabeza regularmente la lista de los mejores lugares para comenzar un negocio.

Pero un estudio encontró que las empresas de propiedad de los negros absorben menos del 1% de todo el dinero gastado en la ciudad. Las PyMEs creadas por mujeres, particularmente aquellas que son propiedad de mujeres de color, también tienen problemas.

De acuerdo con Joann Massey, un consultor de negocios que ahora dirige la Oficina de Diversidad y Cumplimiento de Negocios de Memphis, parte del problema es cómo Memphis gasta su dinero. Las ciudades contratan con proveedores para todo, desde papel y lápices hasta trabajos de construcción y servicios de tecnología. En Memphis, como en la mayoría de las ciudades, esos vendedores suelen estar dirigidos por hombres blancos.

¿Por qué es importante comprar de PyMEs creadas por mujeres? Caso Memphis

Programa para equidad racial – comprar de PyMEs creadas por mujeres

En 2017, a través de su programa City Accelerator, la organización sin fines de lucro de equidad racial, Citi Foundation y la revista Governing lanzaron un programa para ayudar a las ciudades a cambiar la forma en que compran bienes y servicios para beneficiar a empresas comerciales más pequeñas, pertenecientes a minorías y mujeres. Memphis, cuyo nuevo alcalde, Jim Strickland, hizo precisamente eso para lograr su cargo en 2016, participó, al igual que Chicago, Los Ángeles, Milwaukee y Charlotte.

Según Elizabeth Reynoso, subdirectora de innovación del sector público de Living Cities, City Accelerator ha trabajado en la programación en torno a varios «puntos débiles» para ciudades, como la transparencia del gobierno, desde 2014. El tema que se repetía una y otra vez era la contratación pública. Muchos lugares dudan en abordarlo porque es muy grande y está arraigado, pero se puede presionar al gobierno local para cambiar los resultados económicos para las personas, especialmente los empresarios de color. Pero para beneficiar hay que comprar de las PyMEs creadas por mujeres y minorías.

Si las ciudades gastan dinero con empresas locales, históricamente están en desventaja, puesto que los dólares y sus beneficios residuales, incluyendo un mayor ingreso de impuestos locales y tasas de empleo más altas al contratar localmente y crean niveles adicionales de impacto económico ofrecen el potencial de cambiar a las comunidades y familias para el mejor, según un reporte sobre el programa.

Programa para equidad racial - comprar de PyMEs creadas por mujeres

Al publicar los hallazgos, City Accelerator espera que otras ciudades puedan comenzar a adoptar algunas de las estrategias que desarrollaron las cinco ciudades en el reporte (Charlotte, Milwuakee, Chicago, Memphis y Los Ángeles). Lo principal, según Massey, es recopilar buena información sobre la cantidad de PyMEs creadas por mujeres y minorías y la proporción de contratos de la ciudad que reciben. No solo es una buena práctica, sino que también lo exige la ley: un fallo de la Corte Suprema de 1989 estableció que las ciudades solo pueden trabajar abiertamente para apoyar a las empresas propiedad de minorías si pueden demostrar un historial de discriminación en los contratos municipales.

PyMEs creadas por mujeres y minorías – resultados

En la mayoría de las ciudades, eso no es difícil de hacer. En Memphis, por ejemplo, las PyMEs creadas por mujeres y minorías recibieron solo alrededor del 12% de los contratos de la ciudad en 2016 (ahora se ha duplicado a casi el 24%).

En Charlotte, el 66% de los contratos fueron para empresas propiedad de hombres blancos.

Trabajar para deshacer esta disparidad es más difícil. Las ciudades a menudo omiten la renovación de contratos antiguos (a menudo con empresas propiedad de hombres blancos) porque hacerlo es más rápido que establecer una relación de trabajo con un nuevo proveedor.

El programa acelerador tuvo como objetivo alejarse de ese valor predeterminado. Ciudades como Los Ángeles y Chicago establecieron portales donde las nuevas oportunidades de contratación podrían publicarse con mucha anticipación, de modo que las empresas más pequeñas pudieran saber ofertar por ellas.

Además, en lugar de emitir un solo contrato a una gran empresa, las ciudades aceleradoras están dividiendo los contratos en proyectos más pequeños que una cohorte de empresas locales podría abordar. Los contratos más pequeños ayudan a la ciudad a establecer relaciones con proveedores más diversos, que pueden utilizar el flujo de ingresos para hacer crecer su negocio.

Memphis también duplicó la idea de que la ciudad debería apoyar proactivamente a las PyMEs creadas por mujeres y minorías a través de programación y asociaciones. Massey dijo «Reconocemos el valor de ayudar a las empresas propiedad de minorías a desarrollar su capacidad. A través del programa acelerador, Memphis construyó una estrategia regional llamada 800 Initiative. A través de una combinación de apoyo técnico de la ciudad y un fondo de préstamo patrocinado por FedEx, el programa apunta a ayudar a unas 800 empresas locales de propiedad negra a aumentar sus ingresos colectivos a 50 millones de dólares para 2023. Ya ha ayudado a un empresario local, Jason Gillum, a desarrollar su plataforma de empleo Millennium Search y comenzar a contratar en Memphis.

La ciudad también introdujo un nuevo portal web, Buy901, que reúne a todas las PyMEs creadas por mujeres para que las empresas privadas también puedan contratar más con las empresas locales.

Reynoso dijo que las ciudades también deben pensar en cómo forman las conexiones y las relaciones entre las empresas del sector privado. Esa es otra forma de apoyar a su economía local y a las empresas que no dependen del gobierno.

Y tú ¿compras de PyMEs creadas por mujeres? Te leemos en los comentarios.

Acerca del autor

Daniela Lazovska