Ambiental

“Camouflage”, diseño responsable

“¿Qué pasará si te sales con la tuya? ¿Qué viene una vez que inventas algo tan revolucionario y exitoso que va a ser adoptado masivamente?” Emiliano Godoy cree que un diseñador no puede dejar de contemplar ese escenario desde cuando dibuja un boceto en su libreta. En todas sus propuestas el impacto ambiental y el social van de la mano con la creación.

Mexicano de 36 años, Godoy es diseñador industrial por la Universidad Iberoamericana, con maestría en el Pratt Institute de Nueva York; maestro, investigador del diseño sustentable, codirector de la fábrica Pirwi y miembro del colectivo Nel.

“El momento y el lugar en que el diseño tiene mayor poder es cuando estás diseñando en tu libreta. Es un terreno en el que estás solo; antes de que el fabricante, el cliente o el mercado pongan limitantes”.

En su despacho de Godoylab, enseña prototipos de una de sus nuevas líneas: Camouflage (Camuflaje). El diseño cumple con una condición que Godoy demanda cuando crea: que la madera venga de bosques manejados sustentablemente.

La línea de muebles Camouflage está hecha con un aglomerado de mejor calidad, conocido como OSB, con astillas grandes lo cual garantiza mayor rigidez y menor desperdicio de madera. La propuesta es dejar ver, a diferencia de lo que todos hacen con el aglomerado.

“La intención es dar valor al hecho de utilizar esto, hacer una especie de ventana de sinceridad. Yo estoy orgulloso de lo que está hecho esto, no es algo que quiero ocultar. Quiero que la gente lo vea, que entienda que es un material bueno para el medio ambiente, que aguanta”.

Reciclados y reutilizados

Godoy, creador de diseños como el biombo Piasa, la Knit Chair (silla tejida a ganchillo), de lámparas, mesas, tapices que se distribuyen en México y tiendas internacionales, es también autor de los muebles para el recién restaurado Hotel de Cortés, así como de bolsas que recuperan materiales postindustriales y reciclados.

Él diseña cerámicas, vidrio con Nouvel, luminarias para el nuevo Centro Cultural España, proyectos de urbanismo que contemplan reducir la contaminación. Todo parte de una pregunta: ¿cómo el diseño puede ser el factor de cambio?

“El cambio que tenemos que hacer no es superficial, cosmético, con ejemplos de antes. Nunca el mundo ha estado como ahorita: con siete mil millones de habitantes y con tal presión sobre el ambiente. Necesitamos soluciones nuevas porque el problema es nuevo. El cambio no se da sólo separando la basura en casa”.

Trabaja en varios prototipos y con diversos equipos; supervisa y desarrolla sus propuestas junto a urbanistas, arquitectos, fabricantes. “Me interesa estar involucrado en todos los proyectos, aplicar la metodología de bajo impacto ambiental a todo y hacer desarrollos propios”.
En la pared de su despacho hay una fila de pendientes que incluyen desde el asiento de una bicicleta hasta tanques para motocicleta.

“No es que no me interese diseñar una computadora, nadie me la ha pedido todavía”. Sus creaciones de manera individual o con Pirwi o Nel se pueden encontrar en la ciudad de México en tiendas como las del MuAC, Liverpool, el outlet de Nouvel, Arte Cerámica, Brava en el Cad, y en las ciudades de Guadalajara, Villahermosa, San Luis Potosí, Querétaro, Ciudad Juárez y Monterrey.

Godoy celebra la mayor producción de diseño que hay en México. “Es una buena época; hay muchos más diseñadores que están trabajando con fabricantes y nuevos despachos. Hay diversidad, no son dos o tres que fabrican lo que hace todo el mundo. Lo que se necesita es que eso se traduzca en políticas de gobierno que apoyen el diseño, y un mercado más amplio que acepte este tipo de cosas”.

El Universal, Artestilo, pag. 1
Puede leer la nota completa dando Click sobre la imagen para ampliar

Acerca del autor

ExpokNews

Dejar un comentario

[index]
[index]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]