Gobierno

Buscan detonar emprendimientos sociales que atiendan las problemáticas actuales

Firman CCE y Conacyt un convenio para fomentar el desarrollo de startups que mejoren el mundo.

Carlos Salazar Lomelín, presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), dijo que ninguna sociedad puede abstraerse de los avances científicos modernos y los problemas sociales sólo se resolverán aplicando la ciencia y la tecnología (CyT).

Detalló que las empresas mexicanas deben ser elementos de complemento de las iniciativas públicas en ciencia y tecnología así como buscar soluciones a los problemas ambientales, de salud, de transporte y de desarrollo social que afectan a México.

El CCE firmó un convenio de trabajo con el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), que fomentará la investigación científica y las nuevas tecnologías con el propósito de que patentes, investigaciones y emprendimientos generaren beneficios sociales y económicos en el país.

México no ha logrado alcanzar los parámetros promedio de naciones de la Organización de Cooperación y Desarrollo Económico (OCDE) que invierten 2.7% de su PIB en ciencia y tecnología. Nuestro país invierte menos de 0.5% del PIB en promedio.

Salazar Lomelín confió en que “este convenio y sus trabajos se traduzcan en estímulos fiscales a las empresas que apuesten a la CyT”.

Un sector que se prevé de gran importancia para este acuerdo serán las startups tecnológicas; sin embargo, para detonar el valor de éstas se requiere de más financiamiento a la tecnología.

El directivo del CCE detalló que todo tipo de empresas entrarán a este convenio y se estimulará que tengan un mayor acceso a la CyT de grandes corporaciones. Debido a que “la tecnología reduce costos y fomenta la productividad. Haremos que empresas grandes, medianas y pequeñas accedan a los avances científicos que combaten la pobreza”.

La actividad emprendedora en México vive un momento de auge, pues se estima que cada mes se solicitan permiso para abrir unas 35,000 empresas, informa la Secretaría de Economía.

El acuerdo del CCE y el Conacyt atenderá en primera instancia al sector del medio ambiente, uso del agua, movilidad, atención a la salud y desarrollo social.

La directora general del Conacyt, María Elena Álvarez-Buylla, detalló que este convenio brinda un gran acercamiento de la academia con las empresas y permitirá impulsar la productividad como el combate a la pobreza.

La funcionaria federal explicó que las grandes trasnacionales desarrollan tecnología, lucran con ella y no la socializan hacia las pequeñas y medianas empresas, lo cual, frena el desarrollo económico y perpetua la desigualdad.

“Debemos acabar con la falsa idea que lo mejor es importar tecnología de otras naciones. Eso es improductivo”, consideró.

Álvarez-Buylla indicó que los programas adicionales de emprendimiento del Conacyt se analizarán en vigencia y homologarán con este proyecto con el CCE, para no desperdigar los esfuerzos y los recursos económicos a invertir en emprendimientos y en startups de ciencia.

Insistió que con este acuerdo se abre la posibilidad de beneficiar a la nano, micro y pequeña empresa del conocimiento de frontera, lo que también permitirá generar una nueva forma de producción con bienestar social y protección ambiental.

Pilotos en salud y biotecnología

El primer proyecto piloto a difundir es una investigación del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), sobre una nueva vacuna de la salmonella.

El segundo piloto es un procedimiento en biotecnología para la salud animal y que derivará en beneficios ambientales.

Ambos emprendimientos se ofrecerán para que las empresas los adopten y patrocinen.

México no puede desarrollar ciencia: Romo

El jefe de la Oficina de la Presidencia de la República, Alfonso Romo, hace unas semanas descartó que el actual gobierno federal pueda destinar más recursos al desarrollo y la investigación en ciencia, debido a que ya no se cuentan con más fondos por lo que llamó “austeridad calcutiana”.

Dijo que del sector privado depende la principal oportunidad de inversión en CyT, pues por ahora el gobierno central está centrado en atender otros sectores de desarrollo.

Respecto a la innovación del empresariado mexicano, consideró que aún falta mucho por impulsar en ese rubro, por lo que hizo un llamado a destinar más recursos a nuevas tecnologías, que a mantenerse en la idea de  mejorar las ya existentes. Enfatizó que “yo creo en la iniciativa privada, creo en las empresas, pero no esperen a que nosotros resolvamos el problema porque

Acerca del autor

Juan Carlos Machorro

Dejar un comentario