PORTAL IMPULSADO POR LAS EMPRESAS RESPONSABLES:

- Advertisement -
ColumnistasBéisbol y responsabilidad social empresarial: mis dos pasiones

Béisbol y responsabilidad social empresarial: mis dos pasiones

Por Edgar López.

Ayer martes tuve un gran juego junto con mis compañeros del equipo “Memorias del Toro”. Ganamos como equipo y, en lo personal, lancé 4 entradas sin anotaciones y al bat tuve un delicioso cuadrangular. 

Ya en esta mañana, listo para trabajar, es que escribo esta columna en la cual busco enlazar dos de las actividades que más me gusta hacer en mi vida cotidiana: el béisbol y mi trabajo en Expok promoviendo la responsabilidad social empresarial.

A punto de cumplir 48 años, el béisbol y la consultoría en RSC han sido partes significativas de mi vida. A menudo, encuentro similitudes entre ambas disciplinas y extraigo lecciones de una para aplicarlas en la otra. Al igual que en el béisbol, donde la estrategia y el trabajo en equipo son esenciales para alcanzar la victoria, en la consultoría de RSC, la planificación, la alineación y la colaboración son fundamentales. Sin estos elementos, es difícil que el valor potencial de esta forma de hacer negocios pueda florecer plenamente.

En este artículo, deseo compartir algunas reflexiones:

Lanzador y bateador:

En el béisbol, la interacción entre lanzador y bateador es fundamental para determinar el curso del juego. De manera similar, en la consultoría de RSC, suelo ubicarme como el pitcher que lanza argumentos persuasivos, provocadores e ideas creativas a mis clientes, quienes actúan como los bateadores. Mi objetivo es lograr que reconozcan la esencia estratégica de la responsabilidad social corporativa, provocando así el entendimiento, la instalación e implementación de un plan de trabajo que no solo fortalezca los objetivos de negocio, sino que también tenga un impacto positivo en la sociedad.

Reglas al lanzar:

• Los 3 strikes del bateador: Cada vez que el bateador enfrenta un lanzamiento, tiene la oportunidad de conectar la pelota y avanzar en el juego. Sin embargo, si acumula tres strikes, se ve obligado a retirarse. De manera similar, en la consultoría de RSC, enfrentamos obstáculos y resistencias por parte de los clientes. Cada intento de presentar una idea o un plan puede considerarse como un «strike». Si acumulamos tres «strikes» sin lograr avanzar en la discusión o convencer al cliente, debemos reconsiderar nuestra estrategia y encontrar nuevas formas de abordar la situación.

• Las 4 bolas del lanzador: Por otro lado, el lanzador enfrenta su propio desafío al tratar de controlar la pelota y evitar conceder bases por bolas. Si acumula cuatro bolas, el bateador avanza automáticamente a la primera base. En la consultoría de RSC, las «cuatro bolas» podrían representar los límites que debemos establecer al trabajar con nuestros clientes. Debemos ser conscientes de no ceder en aspectos fundamentales de nuestro compromiso comercial así como de principios éticos y responsables. Al igual que el lanzador debe ser estratégico en su selección de lanzamientos, nosotros también debemos ser selectivos en nuestras negociaciones y compromisos, manteniendo siempre el enfoque en nuestros valores y objetivos a largo plazo.

Corrido de bases:

Después de conectar con mis clientes, es vital avanzar con inteligencia y determinación, al igual que un corredor de bases en el béisbol. A medida que avanzamos por las bases, siguiendo cada etapa de nuestro modelo de gestión en RSC, buscamos no solo el éxito empresarial, sino también contribuir positivamente al bienestar de la sociedad.

• Primera Base – Ser (diagnóstico en asuntos RSC): Al alcanzar la primera base, realizamos un análisis profundo de la situación actual de la empresa en relación con los aspectos ambientales, sociales y de gobierno corporativo (RSC). Esto nos permite comprender dónde nos encontramos y qué áreas necesitan atención.

• Segunda Base – Hacer (definir un plan de trabajo RSC): Una vez en la segunda base, trabajamos en la definición de un plan de acción concreto para abordar los hallazgos identificados en el diagnóstico. Esto implica establecer objetivos claros, identificar las acciones necesarias y asignar responsabilidades. Es aquí donde trazamos el camino que nos llevará hacia la consecución de nuestros objetivos, construyendo sobre una base sólida de comprensión y compromiso con la responsabilidad empresarial.

• Tercera Base – Parecer (definir un plan de comunicación interna y externa en asuntos relevantes): Avanzando hacia la tercera base, nos centramos en la comunicación efectiva de nuestras acciones y compromisos en materia de RSC. Desarrollamos un plan integral de comunicación tanto interna como externa para asegurar que nuestras iniciativas sean transparentes y bien entendidas por todas las partes interesadas.

• Home – Pertenecer (relacionamiento): Al llegar al home, nos esforzamos por establecer relaciones sólidas y colaborativas con todas nuestras partes interesadas, incluidos empleados, proveedores, clientes, comunidades y accionistas. Buscamos liderar el camino en asuntos RSC relevantes para nuestra operación, contribuyendo así al desarrollo sostenible y al éxito a largo plazo de nuestro negocio.

Defensa y ataque:

En el béisbol, la defensa y el ataque son componentes igualmente importantes para lograr la victoria. En mi papel como consultor en RSC, adopto un enfoque equilibrado entre la defensa y el ataque. Defiendo mis ideas con convicción y busco nuevas oportunidades para generar un impacto positivo. Mi objetivo es crear valor a largo plazo tanto para mis clientes como para la sociedad en su conjunto.

Sin embargo, es importante reconocer que cada aspecto enfrenta retos importantes. Desde liderazgos que cambian la señal, hasta equipos de trabajo que pierden el interés, pasando por objetivos mal planteados y diversos aspectos propios de cualquier proceso de gestión. Superar estos desafíos requiere compromiso, adaptabilidad y una mentalidad enfocada en el progreso continuo. Con determinación y trabajo en equipo, podemos enfrentar estos obstáculos y seguir avanzando hacia un futuro más sostenible para todos.

Como dijo Jackie Robinson, ‘La vida no se trata solo de béisbol, sino de respeto, valores y trabajo duro’. De la misma manera, creo firmemente que la RSC es una oportunidad para que las empresas demuestren su compromiso con valores fundamentales y marquen un impacto positivo en el mundo que las rodea.

En la consultoría de RSC, al igual que en el béisbol, a veces se gana y a veces se pierde. El resultado depende de muchos factores, como la preparación, la integración y la colaboración. Es un reto tremendo, pero cada día es un buen día para consolidar y lograr nuevas victorias.

¡Era boy!


R con R, por Edgar López

Edgar López Pimentel, es actualmente Director en Expok, ejerciendo su liderazgo día a día con pasión por la responsabilidad social y el desarrollo sustentable. Su labor ha contribuido significativamente al posicionamiento de empresas líderes en materia de responsabilidad social.

Su formación académica, enriquecida por programas de Alta Dirección de Empresas en el IPADE e IE Business School, así como una maestría en Responsabilidad Social Empresarial en la Universidad Anáhuac Norte, respaldan su liderazgo.

Edgar López es un activo participante en diversos comités dedicados a promover la responsabilidad social en México.

1 COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

PLATIQUEMOS EN REDES SOCIALES

Lo más reciente

DEBES LEER

TE PUEDE INTERESAR