RSE

5 tendencias de los reportes de RSE en 2014

Reporte verde via Shutterstock

Reporte verde via Shutterstock

Los reportes de RSE y sustentabilidad son cada vez más populares, y las empresas están experimentando con formas innovadoras de presentarlos, como apps, micrositios web, infografías, etc. Sin embargo, ¿sabes cuáles son las tendencias en los contenidos de estos reportes?

La firma Terrafiniti ha trabajado por tres años con Corporate Register y su premiación anual a los mejores reportes de RSE y sustentabilidad. Con motivo de la apertura de votaciones para los premios del próximo año, su director Joss Tantram escribe en el portal Sustainable Brands un diagnóstico de las tendencias que se han observado en los más de 100 reportes que participarán para obtener el galardón. Aquí 5 de ellas:

1. La materialidad es impulsada por el G4:

Desde hace ya una década se ha hablado de la importancia de la materialidad o de los impactos que se relacionan directamente con el core business, pero no fue hasta el lanzamiento de las directrices G4 de GRI, que hacen un énfasis especial en el tema, que los reportes comenzaron a referirse a la materialidad, a comunicar su enfoque para identificar problemas materiales, etc.

Sin embargo, un reporte G4 no significa un mejor reporte. El artículo advierte que en muchas ocasiones las empresas siguen siendo opacas respecto a sus procesos o se desvían del tema material en el grueso del reporte.

2. Falta de contexto:

El contexto es el corazón de un acercamiento estratégico a la sustentabilidad y a los reportes. Un departamento de RSE que ignora el contexto no es estratégico ni sustentable. Sin embargo, muchos reportes ignoran este tema, enfocándose en la reducción gradual de impactos negativos y en ser “menos malos”, en lugar de explicar cómo su estrategia es sustentable a largo plazo. Las empresas más maduras, sobre todo aquellas en industrias que consumen mucha agua, son la excepción a esta regla.

3. La integración no muere pero no se dispara:

Todos los años hay empresas que experimentan con los reportes integrados, pero no puede decirse que el número esté incrementándose de forma importante. Desde hace algún tiempo se habla de que este tipo de reportes serán el futuro, pero no hay evidencia de que se esté dando un cambio masivo.

4. Estrategias poco claras:

Según el texto, son todavía muchos los reportes que omiten explicar su estrategia o ligarla de una forma convincente al contenido del reporte. En ocasiones, se refieren a dicha estrategia pero no la describen. Estos datos no contextualizados (por ejemplo “entrenamos a X número de personas” o “expandiremos nuestra creación de energía renovable”) refuerza la idea de que el desempeño responsable y sustentable no es un tema serio.

5. Decir menos:

En los últimos años ha decaído el nivel de información sobre garantías, además de que suele enfocarse en mitigar riesgos y no en agregar valor. Todavía se debate si las garantías de terceras partes son útiles, pero el artículo sugiere que estas deberían ser un requerimiento para cualquier buen reporte.

Acerca del autor

María José Evia H

Comunicadora especializada en medios digitales, literatura y equidad de género. Coordina, escribe y edita contenidos de ExpokNews y la Síntesis diaria, además de colaborar en medios como Letroactivos, Letras Libres, Lee + y Equilibrio. Aquí sus redes sociales.

Dejar un comentario