Ambiental

¿Es menos contaminante un libro electrónico que uno impreso?

El papel, como artículo industrial, puede compararse al petróleo y al acero, tanto por la cantidad de usos que tiene como por su impacto ambiental.

Los principales problemas que su fabricación enfrentaba, en este sentido, eran la deforestación por gestión incorrecta de bosques y las consecuencias del proceso de tratamiento de la fibra de celulosa, en el que se utilizaban variados químicos contaminantes, como cloro.

No obstante, la industria papelera ha sufrido una transformación radical en años recientes, y la generación de papeles sustentables rompe por completo con este esquema: para empezar, se produce en bosques controlados específicamente para este fin, y el equilibrio entre tala y siembra permite la conservación de estos espacios (es decir, la idea generalizada de que imprimir un documento destruye un bosque, hace tiempo que dejó de ser cierta).

Más tarde, durante la elaboración del papel, este se genera sin emplear sustancias agresivas con el ambiente, e incluso el agua empleada es tratada y devuelta al ambiente en condiciones que no dañan al medio. Existen organismos internacionales, como el Forest Stewardship Council (FSC), que certifican la cadena de producción del papel y su sustentabilidad, desde que se genera hasta que llega a las imprentas para ser utilizado.

Además, existen opciones de producción: la celulosa maderera puede reemplazarse por otras fibras. Y el reciclaje de papel reduce el use de sustancias peligrosas durante el proceso.

El pronóstico de los especialistas es que para el año 2020, se requerirán 570 millones de toneladas de papel. Para cumplir este objetivo sin impactar el entorno, será necesario usar 60% de fibra virgen y por lo menos 40% de reciclada para la producción papelera. En el primer caso, se demandaran plantaciones forestales y la instalación de plantas para obtención de pulpa. Mientras tanto, para obtener fibra reciclada a partir de papel desperdicio, los países en desarrollo tendrán que incrementar la cuota de recuperación de papel usado, lo cual dependerá de una combinación de políticas públicas que obliguen a la sociedad a hacerlo.

¿Cómo puede el lector colaborar en la causa de un papel no contaminante? Se recomienda utilizar papel e imprentas que cuenten con las certificaciones del Forest Stewardship Council (FSC) así como de la Rainforest Alliance. Esta es una organización orientada a la responsabilidad social, que vigila que las condiciones de las comunidades y de su entorno se mantengan en buen estado, garantizando así la obtención sustentable de la materia prima necesaria para la producción de papel.

Fuente: Equilibrio, p. 6 y 7.
Por: Hildebrando Castro.
Publicada: Agosto de 2011.

Click sobre la imagen para ampliar

equilibrio36-5

Acerca del autor

ExpokNews

Dejar un comentario