Prácticas responsables

Un mundo sin residuos: Qué hace la Industria Mexicana de Coca-Cola para reducir la contaminación

Si algo se puede reciclar, se debe reciclar. Mira cómo lo hace la Industria Mexicana de Coca-Cola

Es un hecho que para construir un mundo sin residuos se necesita toda la ayuda posible y un paso importante es el conocer el correcto desecho de distintos materiales como el plástico. Sabiendo eso seguramente te preguntarás, por ejemplo, qué hace la Industria Mexicana de Coca-Cola (IMCC) para reducir la contaminación. La respuesta, aunque no puedas verla, está en tus manos.

Si miras una botella de cualquier bebida de la Industria Mexicana de Coca-Cola, no estás mirando otro envase de PET. Estás viendo el resultado de diversos esfuerzos para construir a una industria más sostenible.

En la actualidad, millones de sus envases están elaborados 100% con material reciclado. Esto se debe a su contante innovación e investigación para maximizar el uso de sus empaques y minimizar su impacto con el medio ambiente.

Hoy, millones de envases de la IMCC son fabricados con materiales 100% reciclables.

En enero de 2018, la compañía a nivel global anunció un ambicioso plan de cara a 2030: Recoger y reciclar el equivalente al 100% de todos los envases que comercialice. Eso significa que esa misma botella, una vez que deje tus manos, podrá ser procesada para tener más de una vida útil.

En línea con este objetivo, este mismo año presentaron Ciel botella azul, un envase creado bajo la filosofía de Economía Circular, que consiste en diseñar envases que regresen a ser nuevamente una botella. En el caso de este lanzamiento de Ciel, cuenta con un envase 100% hecho de otras botellas, lo que se traduce en un envase totalmente reciclado y reciclable.

Si creíste que todo paraba en las botellas, te equivocaste. Los esfuerzos de la Industria Mexicana de Coca-Cola por hacer envases más amigables con el medio ambiente abarcan también aquellos fabricados con aluminio y vidrio.

¿Qué significa Un Mundo sin Residuos?

Los esfuerzos de la IMCC por conseguir un Mundo sin Residuos, va desde el diseño y fabricación de sus envases, hasta su recuperación y reciclaje.

En resumen: Aprovechar al máximo los recursos disponibles para que los envases sean fabricados de forma amigable con el medio ambiente y no se transformen en contaminación una vez que terminas de beber su contenido.

El plan de la Industria Mexicana de Coca-Cola se ejecuta sobre dos ejes rectores:

  1. Invertir en el planeta: Recuperar cada botella o lata vendida a nivel mundial para que tenga más de una vida útil. Para ello la marca ha destinado presupuesto y esfuerzos de recolección; trabajando con comunidades, socios de la industria, clientes y consumidores para ayudar a resolver problemas como los desechos de los empaques y los residuos marinos. De este modo pretende, además, contribuir a que todos comprendamos mejor qué, cómo y dónde reciclar.
  2. Invertir en los envases: Recolectar no es suficiente. Una vez recuperados, los envases deben ser reciclados. De ahí que la marca realice tantos esfuerzos para garantizar que sean fabricados con materiales reciclables, desarrollando resinas a base de plantas y reduciendo la cantidad de plástico en cada envase. La meta para 2030 es que 50% de las botellas sean fabricadas con material reciclado.

La meta de la compañía a nivel global para 2030 es que 100% de los envases puedan reciclarse y el 50% sea fabricado con material reciclado.

¿Qué hace la Industria Mexicana de Coca-Cola para reducir la contaminación en el país?

Un mundo sin residuos comienza en casa. En nuestro país, la IMCC ya ha recorrido un largo camino en este ámbito, mismo que lo ha llevado a convertirse en el principal reciclador de PET grado alimenticio en México. Esto se debe a la capacidad de sus dos plantas: PetStar, la más grande del mundo e IMER, la primera construida en Latinoamérica. En conjunto son capaces de procesar más de 85 mil toneladas de este material al año, lo que es equivalente a más de 4,100 millones de botellas.

Además, se ha sumado a la meta global uniéndose al Compromiso Corporativo y Ecología, una iniciativa de la que seguramente has escuchado: ECOCE. Este compromiso integra a la industria del plástico en el país y líderes de otras industrias, en sus esfuerzos por fomentar la cultura del reciclaje.

“Si algo se puede reciclar, se debe reciclar, por lo que nuestra meta también es ayudar en la difusión de esta cultura”, expresó Manuel Arroyo, Presidente de Coca-Cola México.

Avanzando poco a poco en el cumplimiento de sus metas, México recicló el 58% del PET que producía en 2017. Del mismo modo, gracias a la Economía Circular, ya se incorpora 26% de resina reciclada en sus envases de PET. Eso sucede cuando las empresas trabajan juntas por el bienestar del planeta y es grandioso que un gigante como la Industria Mexicana de Coca-Cola pueda ser parte de ello.

Acerca del autor

Corinna Acosta

Comunicóloga por la Universidad del Valle de México, especialista en marketing y RSE. Colabora en este espacio desde 2012 y es la encargada de planear el contenido de Expoknews para hacer llegar a tus manos información útil y entretenida.

Actualmente es estudiante de la Maestría en Mercadotecnia por la Universidad de la Comunicación.

Dejar un comentario


By submitting this form, you are consenting to receive marketing emails from: Expok, Encantada Nº 46, CDMX, 04100, http://www.expok.com.mx. You can revoke your consent to receive emails at any time by using the SafeUnsubscribe® link, found at the bottom of every email. Emails are serviced by Constant Contact

[index]
[index]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]