La Responsabilidad Social Empresarial (RSE) se integra cada vez más a las empresas, especialmente a los corporativos.

Este esquema se insertó en los negocios para equilibrar algunas consecuencias de la globalización como la competencia feroz entre organizaciones y el incremento de la brecha entre la pobreza y la riqueza.

Y aunque estas iniciativas integran códigos de conductas y sistemas de gestión de RSE a las firmas, es importante trasladarlas al resto de los negocios, es decir, a las pequeñas y medianas empresas (PYMES).

El Economista. “Proyección PYME”. p 51

 

Acerca del autor

ExpokNews