Fundaciones Empresariales

Fundación José Cuervo, trabajo altamente focalizado que impulsa el sentido comunitario

tequila-jalisco-336 “Baila al son del tequila
y de su Valentía…”
Mi ciudad, Guadalupe Trigo

Por: Emilio Guerra Díaz

Tengo la fortuna de estar trabajando una pequeña consultoría con amigos de Conservación Humana Asociación Civil (Chac, como cariñosamente le dicen) porque ofrecen un amplia gama de servicios de conservación medio ambiental en varios estados del país como Jalisco, Nayarit, Zacatecas y San Luis Potosí y los amigos de Chac están incrementando sus relaciones con empresas a fin de tener socios en inversión social.

Precisamente en nuestra más reciente reunión de trabajo comentamos la experiencia de la Fundación José Cuervo porque nos ofrece hartos aprendizajes, no solo desde la óptica y el trabajo de las organizaciones sin fines de lucro, de carácter filantrópico, sino también de la forma en la que se alinea una Fundación empresarial a los intereses del negocio y todos sus grupos de interés que dan como resultado programas de beneficio para todos.

Recientemente visité Tequila, Jalisco; participando en un grupo de visitantes del cual fuimos objeto de una visita guiada por Laura Gaitán Serna de Mundo Cuervo y por Margarita Arana Cisneros, Coordinadora de Proyectos Especiales de la fundación, para conocer cómo se elabora la bebida nacional, cuya denominación de origen es exclusiva para algunos estados de la república donde se produce este elixir.

Pues bien, la Fundación José Cuervo con el excelente trabajo que realiza, nos permite algunos aprendizajes de la administración de una institución a favor de la sostenibilidad empresarial. Empecemos desde sus entrañas. La estructura de esta fundación obviamente es empresarial, pero se apoya en un Consejo Directivo donde participan personas externas a la empresa, muchas de ellas con una amplia trayectoria en lo social y filantrópico, en el arte la cultura y en el trabajo voluntario. La interacción del Directorio, explica la variada serie de programas, proyectos y actividades que realiza la empresa a través de su “brazo social”. La Fundación José Cuervo está dirigida apasionadamente por Alfonso Navarro Lozano y cuenta con un equipo profesional de trabajo.

En segundo lugar, hay que destacar la focalización de sus proyectos. La zona geográfica es importantísima para la producción del Tequila con lo que implica la participación comercial de todos los miembros de la cadena de valor, mismos que desde la Fundación son involucrados en el beneficio socialmente generado. De tal manera que podemos pensar en un “doble retorno de inversión”. El primero, es el que reciben los mismos trabajadores agrícolas y sus familias, pues cuentan con una empresa que genera valor agregado. La empresa ha llevado una derrama económica que les beneficia, como es de esperarse, pero la Fundación José Cuervo aumenta esa contribución al desarrollar programas de interés comunitario.

Del trabajo de la Fundación José Cuervo en su comunidad construye el retorno de inversión para la empresa, ya que la casa mexicana productora de Tequila es apreciada, valorada y bien recibida por todos. El tener una institución que lidere la inversión social con una lógica que atiende necesidades sociales le distingue de otras casas productoras.

La Fundación José Cuervo ha desarrollado su propia metodología de intervención social denominado Modelo Integral de Desarrollo Local, bajo el cual se realizan diversas acciones y se pone énfasis en la persecución de su objetivo: “mejorar la situación económica familiar” de los miembros de las comunidades que integran la Ruta del Tequila.

Uno de los primeros efectos es el fortalecimiento de micro y pequeñas empresas turísticas que atraen a turistas y visitantes para conocer el paisaje agavero (ya, patrimonio cultural de la humanidad) y el proceso de elaboración del Tequila. Como “no sólo del Tequila vive el Hombre”, la Fundación José Cuervo apoya a pequeños productores de alimentos, como el caso particular de la Cooperativa El Olvido donde se cultiva jitomate.

Por otra parte, esta fundación destaca la importancia de fortalecer a la familia, por lo que cuenta con el Centro de Terapia Integral, donde dicho sea de paso, involucra a un gran número de mujeres voluntarias que participan con su talento en los servicios que da. Apoya también la Casa Hogar del Anciano y Operación Sonrisa para atender directamente a niños que nacen con malformación como labio leporino y paladar hendido. También cuenta con un proyecto de apoyo a la niñez, el Club Infantil Cuervo.

Dando salida al interés empresarial de apoyar la educación de la población en general, la Fundación José Cuervo apoya una Plaza Comunitaria de Educación de Adultos donde pueden concluir estudios para obtener grados de primaria, secundaria y preparatoria. Otras actividades de inversión social se dirigen a promover el desarrollo de la mujer (restituyéndole el valor social de su aporte) y de jóvenes para que den sentido a su vida y sean capaces de vislumbrar y construir su futuro; construcción de vivienda, condiciones de salud y prevención de adicciones, promoción cultural desde varios enfoques: desde la difusión de las bellas artes, el desarrollo del sentido estético y aspectos pragmáticos como la vida comunitaria alrededor del Tequila (Festival Cultural del Tequila) y cómo la ciudadanía a través de su vida cotidiana, también crea cultura; percibí por ejemplo el amor al trabajo no solo en los empleados de la empresa, sino también en la población en general.

De hecho todo este tipo de actividades además de los beneficios directos, dan vida a espacios públicos y los propios que ha dispuesto la empresa y la fundación para esos fines. De hecho este atributo es el que comenté con mis amigos de Chac, para que en su futuro Centro de Interpretación, realicen una serie de actividades que den vida a la comunidad, como una forma de apropiarse de esos espacios comunitarios.

Fundación José Cuervo, como se observa, diversifica actividades, pero lo que le hace contundente es la focalización de su trabajo lo que da relevancia al sentido comunitario en que fundamenta cada acción social.


Emilio Guerra Díaz

Emilio Guerra cuenta con amplia experiencia en la Gestión de la RSC, destacando su trabajo en el área de vinculación con la comunidad que potenciar la inversión social empresarial. Ha gerenciado fundaciones empresariales.

Acerca del autor

ExpokNews

Dejar un comentario