Ambiental

EU no firmará nuevo pacto climático sin “paridad legal” con emergentes

Durante la COP17, el enviado estadunidense, Todd Stern, dijo que es crucial que “todos los grandes actores” tengan “obligaciones con la misma fuerza legal sin condiciones”.

El enviado especial de EU para Cambio Climático, Todd Stern, subrayó hoy que su país no firmará un nuevo acuerdo global de reducción de emisiones de gases contaminantes sin una “paridad legal” con las potencias emergentes como China.

En una rueda de prensa ofrecida en la XVII Cumbre de la ONU sobre Cambio Climático (COP17), que se celebra en Durban (Sudáfrica), Stern dijo que es “crucial” que “todos los grandes actores” tengan “obligaciones con la misma fuerza legal sin condiciones”.

“Eso es imperativo”, insistió el enviado especial, al exigir “una verdadera paridad legal” entre países desarrollados y las economías emergentes como China, India o Brasil.

Preguntado sobre el anuncio hecho por China en al COP17 de que estaría dispuesto a firmar un acuerdo jurídicamente vinculante, Stern se mostró cauto: “No he hablado hoy con China. Hablaré con ellos mañana”.

De cualquier manera, apuntó que es “muy improbable que se consiga ahora” un nuevo acuerdo para recortar la emisión de gases de efecto invernadero, porque los países emergentes “no están preparados para una paridad legal total sin condiciones”.

Stern también acogió con frialdad la propuesta de la Unión Europea de establecer una nueva hoja de ruta para lograr en 2015 un acuerdo de reducción de emisiones que entraría en vigor en 2020 y comprometería a todas las grandes economías, con una prórroga del Protocolo de Kioto (PK) como transición.

“Estamos abiertos a tener una discusión (con la UE)”, declaró, pero “sin determinar ahora el marco legal porque los países en desarrollo no están listos”.

El representante estadounidense cree que en Durban se está poniendo “un exceso de atención” en la cuestión de un acuerdo legalmente vinculante cuando “el objetivo es actuar para reducir las emisiones”.

El Protocolo de Kioto (PK), firmado en 1997 y en vigor en 2005, estableció compromisos legalmente vinculantes para la reducción de emisiones de gases de efecto invernadero a 37 países desarrollados, con la excepción de los Estados Unidos.

El protocolo vence a finales de 2012 y los negociadores tratan de acordar un segundo periodo de compromiso que sirva de transición a un nuevo acuerdo internacional jurídicamente vinculante.

Los países en desarrollo ven imprescindible que las economías occidentales ratifiquen la renovación del PK, mientras que Rusia, Japón y Canadá no quieren renovar el tratado antes de que competidores comerciales como China, India y EU asuman compromisos similares.

Fuente: Milenio.com
Publicada: 5 de diciembre de 2011.

Acerca del autor

ExpokNews

Dejar un comentario