Noticias

Beijing 2008, Olimpiada verde

antorcha.jpg

Han comenzado los Juegos Olímpicos y detrás la inauguración espectularmente bella hay un concepto que China ha querido manejar: “Olimpiada ecológica” u “Olimpiada verde”

Con el fin de cumplir este concepto, China ha prestado mucha importancia al ahorro energético y acuático, haciendo uso de gran cantidad de tecnologías de protección medioambiental.

Como muestra inical hay que comentar que el combustible de la antorcha es propano, un energético común compuesto de carbono e hidrógeno que resulta muy económico. No queda ningún otro residuo después de la combustión excepto dióxido de carbono y agua, lo que elimina cualquier riesgo de contaminación.

Beijing es una ciudad donde escasea el agua. El parque forestal olímpico es el primer gran parque urbano del país en aplicar el uso total de agua neutralizada de manera circulatoria, como recurso acuático del paisaje, con avanzadas concepciones mundiales de protección medioambiental.

Además, el uso de las energías solar, eólica y geotérmica, entre otras tecnologías ecológicas, están presentes en una proporción superior al 26% en las diversas instalaciones deportivas de la capital, y figuran entre las construcciones de mayor capacidad de generación eléctrica con energía solar en el mundo.

Por otra parte, China ha reforzado el tratamiento del aire. Durante los preparativos de los Juegos Olímpicos de 2008, Beijing ha trasladado fuera del perímetro urbanos a ciertas empresas de fundición de la Compañía siderúrgica “Capital”, un gran emisor de contaminantes, a la vez que se extendió un control estricto sobre las empresas que quedaron en la capital.

Además de la mudanza de empresas contaminadoras, Beijing tomó medidas de limitación de circulación antes y durante los juegos olimpicos. Asimismo se tomaron también medidas en las zonas aledañas de la capital. Una estadística muestra que en el año 2007, la tasa de forestación de árboles sobrepasó el 51%, mientras el número de días con niveles de calidad de aire urbano se situó en 246.

Es increíble que a pesar de todas estas medidas, la ciudad esté sumida en la contaminación, como lo hemos visto en los medios los días previos a la justa; no se diga de la cantidad de pólvora que se quemó para la inauguración. Todo esto es un indicativo de la urgencia de medidas socialmente responsables, no sólo por parte de los gobiernos sino de las empresas, ya que el problema no se soluciona unilateralmente.

Acerca del autor

ExpokNews

Dejar un comentario