¿Debe la tecnología ser regulada como un producto adictivo? – ExpokNews

La adicción a la tecnología conlleva efectos emocionales y culturales ¿eres adicto a ella?

Tal parece que la tecnología reina nuestras vidas. Desde el celular que traes en el bolsillo a todo lo que existe a tu alrededor. Seguramente te puedes encontrar con una computadora, una televisión HD, un aparato multimedia, entre otros muchos artefactos. Cada uno de esos artículos, integrantes del mundo de la tecnología nos han dominado en los últimos años.

Si eres fan de las redes sociales, debes saber que tanto Facebook como Youtube, manipulan sus algoritmos con el fin de obtener ganancias por medio de la publicidad.

Google también… es por eso, que si buscas un artículo personal, ahora al ingresar a las plataformas sociales, verás anuncios que están relacionados con tu búsqueda anterior.

Este tipo de estrategias hace que los dueños de las plataformas puedan obtener un ingreso mayor. Sin embargo, esta situación no es sana para muchos. Alemania lo acaba de declarar ilegal y en Europa, desde mayo no se podrá utilizar esta táctica sin consentimiento explícito del usuario.

Pero el problema está en toda la sociedad, incluso en los niños quienes tienen un uso constante de su tecnología. Por si fuera poco, también los adolescentes están involucrados en esto, pues el 50% de ellos se considera adicto a la tecnología y son los que mayormente presentan síntomas depresivos, como el aislamiento o hasta el suicidio.

50% de los adolescentes se considera adicto a la tecnología

Ante eso, se creó un grupo que lidera en Estados Unidos, una iniciativa informa sobre las consecuencias sociales que trae la tecnología.

La tecnología causa adicción

“El incentivo es atrapar nuestra atención y monetizarla a través de contratos publicitarios, sin importar lo bueno que sean para los humanos. Debemos girar el objetivo hacia el bien común y exigir responsabilidades a los líderes de la industria”, dijo Tristan Harris, exingeniero de Google e impulsor de la nueva campaña, lanzada en Washington.

“Es hora de que se regule a la industria tecnológica para que haya un equilibrio entre las ventajas y desventajas sobre el uso de los dispositivos digitales”, afirmó James Steyer, director y fundador de Common Sense Media, una ONG que promueve la seguridad en las redes.

Otro de los ponentes comparó la industria tecnológica a la del tabaco o el alcohol:

“Es un producto adictivo y, por tanto, debe ser regulado como tal”.

En España los videojuegos y las redes sociales ya se encuentran en la lista de adicciones dentro de la estrategia nacional de lucha contra ellas.

En México, el 27% de los adultos se considera adicto; el 48% se ve en la necesidad de contestar inmediatamente mensajes o alertas de sus redes sociales. Las cifras entre adolescentes son del 50% y el 72%, respectivamente. Además, 75% de los padres afirman que discuten con sus hijos por el uso de los móviles.

El uso permanente de ordenadores, tabletas y teléfonos también conlleva una pérdida gradual de habilidades como la planificación y organización o la toma de decisiones, y aumenta la impulsividad y el nerviosismo.

En la actualidad, el 67% de los estadounidenses obtiene sus noticias a través de las redes sociales, y solo el 44% de los niños entre las edades de 10 y 18 saben diferenciar una noticia real de una falsa.

Los más jóvenes son los más vulnerables a la capacidad de enganche con la que las grandes empresas diseñan sus productos. “Las facetas de Youtube que encadenan un vídeo detrás de otro, o el mecanismo de ‘like’ en Instagram, en el que solo hay que tocar dos veces la pantalla, son formas para captar al consumidor”, explicó Harris. El experto contrastó ese tipo de “apps” con otras como Google Maps, que ofrecen una herramienta útil para el consumidor durante un determinado momento sin generar adicción.

¿Y tú?, ¿Eres adicto?

Acerca del autor

Janneth Del Real