La calle más verde de América, ejemplo de construcción sustentable

Tiempo estimado de lectura: 1 minute, 37 seconds
Esta columna es patrocinada por CEMEX, impulsando la construcción sustentable.

En una ciudad tan grande como Chicago, probablemente nos parezca sorprendente la atención a la construcción sustentable en espacios que generalmente no observamos, como las calles pavimentadas por las que transita un sinnúmero de habitantes.

Este es el caso del barrio Pilsen Industrial, donde dos millas han sido nombradas orgullosamente “la calle más verde de América” gracias a una larga lista de características sostenibles que la invaden debajo y alrededor de la acera.

Si bien el título puede ser mera presunción, es un hecho que la tecnología incorporada en este espacio tiene potencial para extenderse más allá de una avenida.

En primer lugar, el propio pavimento permeable contiene hormigón creado por Italcementi, creadores del cemento come-smog. Este cemento contiene dióxido de titanio, que reacciona con la luz del sol para acelerar la descomposición de los materiales orgánicos que se acumulan en su superficie. Las pruebas han demostrado que el material en realidad ayuda a limpiar el aire hasta ocho pies desde su superficie.

Las áreas que rodean el pavimento son igualmente impresionantes. A ambos lados de la calle se han añadido áreas destinadas a absorber hasta un 80 por ciento de las aguas pluviales antes de que tengan la oportunidad de abrumar al sistema de alcantarillado. Los árboles resistentes a la sequía, los arbustos y el césped en estos cinturones, se espera puedan soportar los veranos calientes de Chicago. También consumen CO2 y reducen el calor de las superficies pavimentadas.

Las farolas son iluminadas por la energía generada a partir de una combinación de paneles solares y pequeños molinos de viento que sobresalen de las aceras. Carriles reservados para bicicletas también se han añadido para fomentar los desplazamientos no contaminantes. Alrededor del 60 por ciento de los residuos de la construcción del proyecto se recicló y el 23 por ciento de los nuevos materiales usados contenía material reciclado.

Según la Oficina de Medio Ambiente y Sostenibilidad de la Chicago, el proyecto de $ 14 millones cuesta 21 por ciento menos que un proyecto tradicional de renovación del pavimento y se espera tener menos costos de mantenimiento. La ciudad dijo que está trabajando en las directrices que reunan muchas de estas características verdes en todos los futuros proyectos de carreteras.

Construccion Sustentable

Fuente: Earth Techling

,

Comments


No hay comentarios.

Deja un comentario