En el ‘Imagine Cup’, de Microsoft, jóvenes proponen proyectos tecnológicos para cumplir con los Objetivos del Milenio

Estimated reading time: 6 minutes

Desde hace 9 años, Microsoft promueve el desarrollo de nuevas tecnologías informáticas que benefician a la sociedad de la “Imagine Cup.”‘ o “Copa de la imaginación”: la competencia juvenil más importante a nivel mundial, que este año tuvo como tema principal los Objetivos del Milenio de la ONU.

Los dos equipos de México fueron dignos representantes en este concurso realizado en la ciudad de Nueva York, aunque no lograron llevarse el trofeo el trofeo. Sin embargo, Fomis con su videojuego “Las crónicas de Balam” y el grupo de la Universidad Iberoamericana con el programa “Brain”, llamaron la atención con sus proyectos, lo cuales buscarán promover.

Los estudiantes Héctor Adrián Díaz, Marco Ángel Vela, Juan Carlos Furlong y Rogelio Alfredo Campos son los autores de las “Crónicas de Balam”, videojuegos de aventuras en 3D desarrollado con la plataforma XNA 4.0 para Windows Phone 7 (WP7).

Los jugadores asumen el papel de Balam, un jugador “scout” jóvenes que busca ayudar al mundo a ser un mejor lugar y resolver varios de los problemas que enfrenta. Cada uno de los niveles busca concientizas sobre la importancia de los Objetivos del Milenio.

El primer nivel del juego cuenta la historia de cómo, usando la biotecnología en África, se ha desarrollado una nueva especie de arroz, lo que permite a los agricultores ser más productivos e incrementar sus ingresos; Balam debe ayudar a cosechar la semilla a contrareloj. En el segundo nivel, se busca enfatizar la importancia de una buena nutrición para prevenir la mortalidad infantil; el personaje debe llevar a un bebé panda con su madre a través de una peligrosa resbaladilla en el bosque y alimentarlo para que no muera.

“Este título nace de nuestra pasión por desarrollar videojuegos; cuando empezamos a crearlo hace 2 años, Marco y yo no sabíamos qué esperar”, dijo Vela, líder de la agrupación.

Los jóvenes celebran haber asistido al acto organizado por Microsoft. Por lo pronto, publicarán el título en el Martplace para los teléfonos con sistema operativo WP7, porque desean que los usuarios conozcan a Balam, el cual fue creado en 3 meses.

Un videojuego similar que pasó a las finales es el de los representantes de la República Checa, el cual tiene como temática no conquistar ciudades ni matar enemigos, sino combatir incendios. Para lograr, el jugador tiene diversas “herramientas” como bomberos, excavadoras y aviones; además de tomar en cuenta dónde están los focos de los incendios, considerar la dirección del viento y salvar civiles.

Proyección de contenidos

Este año, más de 330 mil estudiantes de más de 100 países se inscribieron para participar en la Copa de la Imaginación; tan sólo en México se registraron más de 7 mil estudiantes, de los cuales 213 participaron en la final nacional en la categoría más fuerte de la competencia: Diseño de Software. “Brain” fue el programa finalista para presentarlo en Nueva York, Andrea César Gil, Benjamín Morales, Brenda Möller y Fernando Rivero desarrollaron un sistema completo para continuar la educación de los niños de primaria cuyos estudios han sido interrumpidos por desastres naturales. Así, “Brain Box” es un dispositivo compuesto por un proyector, CPU, pila recargable (autónoma) y un Kinect.

Con estos elementos, “Brain” proyecta los distintos contenidos, los cuales están integrados mediante un sistema de colaboraciones en línea, para que los pequeños puedan interactuar con éstos.

“En agosto pasado, en las inundaciones de Oaxaca y Veracruz observamos que un grave problema es que los menores paren temporalmente sus estudios. Lo que se pretende con este programa es que ellos continúen su formación el tiempo en el que están en los albergues”, explicó Andrea César.

Tan sólo en 2011, en México más de 600 mil personas fueron afectadas por huracanes, más de 700 escuelas cerradas y más de 200 mil niños que cursaban la primaria interrumpieron el ciclo escolar en curso.

La aplicación del proyecto tiene seis pasos: compartir materiales en la comunidad en línea, desarrollar los materiales didácticos interactivos, analizar la situación en la zona de desastre preparar y entregar kits “Brain Box”, realizar una evaluación con los padres y voluntarios sobre la efectividad del mismo, y dar mantenimiento al equipo.

Brenda Möller comentó que para concretar su idea tuvieron que pasar por muchos filtros: “Desde un principio definimos el problema, investigamos y construimos un proyecto integral, que no depende de nadie externo, lo que lo hace altamente efectivo. Después de todo haber llegado hasta este lugar (a las eliminatorias a nivel mundial) es una satisfacción”.

Hace algunos días el equipo decidió mete su trabajo a Iniciativa México, proyecto nacional para reconocer los esfuerzos que buscan trabajar en pro del país.

En “Imagine Cup” también estuvieron presentes participantes de otros países de América Latina (Chile, Colombia, Costa Rica, Ecuador, Perú, Puerto Rico, Venezuela), los cuales compitieron con los otros equipos internacionales con el fin de aportar iniciativas tecnológicas en torno a los Objetivos del Milenio de la ONU.

Otra idea destacada fue MIRA (Rumania), plataforma que busca mejorar y hacer más entretenido el proceso de rehabilitación de una persona que ha sufrido algún accidente. Funciona con Kinect y está pensado para ser usado dentro de una terapia, con el monitoreo de una médico vía Internet.

Durante la inauguración, Steve Ballmer, CEO de Microsoft mencionó que la tecnología es necesaria para mejorar la calidad de vida de las personas, y la innovación para ayudar a la sociedad y resolver sus distintos problemas.

“Si ustedes están aquí es porque hicieron algo asombroso y deben recordar siempre que la tecnología logra un gran impacto en la sociedad, y es una de las razones por las cuales casi un millón y medio de estudiantes se inscribieron para participar en este evento”, enfatizó.

El equipo Hermes, del Instituto de Tecnología Sligo, ganó la “Copa de la Imaginación” (con 25 mil dólares); su proyecto consiste en un sistema que rastrea y genera informes de los viajes de los conductores de automóviles, con el fin de reducir los accidentes en ciudades y carreteras.

Fuente: El Universal, Tech Bit, p. T2.
Reportero: Dalia de la Paz.
Fuente: 18 de julio de 2011.

, ,

Comments


No hay comentarios.

Deja un comentario